Home Noticias

#TestDrive Renault Fluence Privilege 2015

lateral2

A lo largo de este año hemos podido manejar varios productos de la gama Renault en México y una de las constantes ha sido lo agradable que es convivir con ellos. En esta ocasión probamos el Renault Fluence 2015, perteneciente al segmento de los compactos donde tiene como principales competidores a modelos de marcas como Nissan, Ford, Honda, Toyota por mencionar algunos este modelo que ya tiene varios años en el mercado ostenta entre sus cartas fuertes el Diseño, la sensación de manejo y el equipo con el que cuenta.

Teníamos tiempo queriendo manejarlo ya que nos intrigaba saber como sería en la vida real el sustituto del Megane, ese modelo tan encantador como peligroso para la marca pues en su momento fue uno de los principales motivos por los que la gente le tenia y sigue teniendo recelo. Pero como bien dicen, no todos los dedos de tu mano son iguales, y este Fluence poco tiene que ver con el Megane que conocimos en México.

La marca ha buscado una estrategia comercial que pone por delante el enfoque en durabilidad, comodidad, equipo y seguridad, algo que todos queremos en nuestros autos ¿No?.

Y lo primero que nos sorprendió del Fluence fue el interior, el diseño exterior ya lo conocíamos, como sabemos solo ha habido algunos cambios en rines, fascia y faros, así como calaveras traseras, de ahí en fuera es el mismo Fluence que conocemos de hace tiempo, con una silueta fluida, una parte trasera de voluptuosas formas y un diseño general muy a lo “sedan europeo” como se le quiera entender. Los rines Bitono que monta la unidad Privilege lo hacen ver moderno y la parrilla con la nueva imagen de Renault lo refresca y pone al día con sus hermanos de gama.

interior2

Pero el interior nos sorprendió por la calidad de materiales, la versión Privilege que tuvimos a prueba incorporaba piel en los asientos, pero la piel no nos sorprendió, sino los plásticos, nos recordó que cuando se quiere se pueden hacer bien las cosas, ya que prácticamente todos los plásticos con los que tenemos contacto son suaves al tacto, con un ligero acabado “mate” que los hace poco brillosos, la marca no ha caído afortunadamente en la moda del “acabado piano” que en algunos modelos se ve bien, en otros simplemente preferiríamos mejores plásticos que un acabado negro.

Toda la parte superior del tablero es suave al tacto, los botones a mi gusto son algo chicos, sin embargo el cuidado es palpable al momento de activarlos, hay una parte plástica que atraviesa el tablero que no simula madera, pero que tiene un grabado que pudiera hacernos creer que es madera gris simulada, me gusta como se ve.

La pantalla con el sistema R-Link domina totalmente el interior pues se encuentra en la parte superior del tablero y pareciera haber brotado de el y estar expectante a todo lo que sucede, a través de este sistema podemos controlar prácticamente todo el coche, acceder a configuraciones, navegador, entretenimiento, etc. Ya lo he comentado, me parece que es de los mejores sistemas de infotenimiento que he probado en un coche, por rapidez, diseño y calidad de la pantalla.

Debajo de la parte central del tablero encontramos los controles del climatizador y por debajo botones físicos para controlar el sistema R-Link, sin embargo, no se si hubiera sido mejor acomodar la perilla y botones entre los dos asientos en lugar del pequeño porta vasos que en un lugar tan bajo del tablero, podríamos recordar mejor los comandos y sería mas seguro tenerlo entre los dos asientos al estilo BMW que donde actualmente se encuentran, en ocasiones te obliga a quitar la vista del camino.

interior1

El espacio es amplio tanto para los pasajeros delanteros como los de las plazas traseras, el manejo es cómodo, es un coche suave de llevar (ojo, no se siente flojo ni mucho menos) solo es suave, responde al momento de hacer cambios bruscos de carril y frena bien gracias a sus frenos de disco en las cuatro ruedas.

Nuestra versión equipaba cámara de reversa y sensores tanto delanteros como traseros, nos gustaría que este equipo estuviera disponible en versiones más abajo pues es en verdad muy útil para evitar pequeños raspones al momento de estacionarse.

El asiento del conductor tiene ajustes eléctricos y un cuadro de información muy completo, domina una pantalla circular que ofrece información de temperatura, nivel de gasolina y velocidad a la que se circula, a la izquierda el tacómetro y a la derecha otra pantalla que te da información de la computadora. Muy amigable, atractivo y de buen diseño.

Manejo:

motor

Con un motor 2.0 litros, 140HP y una caja CVT con mandos manuales obtenemos lo que tenemos, una respuesta acorde al tipo de motor, aceleraciones que no van a ganar el cuarto de milla pero que es suficiente para mantener ritmos alegres en autopista y que en ciudad ayuda al ahorro de combustible.

Hablando de ahorro, nuestra unidad a prueba nos dio durante la semana que la conducimos alrededor de 10km/L en ciudad, sin duda de tenerlo otra semana más hubiéramos podido promediar un poco más de KM/L.

Equipo:

La versión Privilege de Fluence es la más equipada, el sistema de sonido BOSE ayuda mucho a la calidad del sistema de sonido y a darle a sus propietario la sensación de tener un coche que tiene más equipo incluso que algunos autos Premium de entrada.

Entre lo más destacable que incluye el Fluence encontramos:

  • Asientos de Piel
  • Asiento del conductor con soporte lumbar y ajuste eléctrico de 6 posiciones, calefacción en asientos delanteros.
  • Climatizador Bi-Zona
  • Volante ajustable en altura y profundidad.
  • Tarjeta Inteligente de apertura y encendido
  • Sistema BOSE con 9 Bocinas (2 Twitters y un Subwoofer)
  • Bolsas de aire laterales y de cortina.
  • Sensores de proximidad delanteros y traseros.
  • Sensores de luz y lluvia.
  • Follow Me Home.
  • Led´s Traseros.
  • Sistema de Navegación R-Link con pantalla táctil de 7”, GPS y control por voz.
  • Camara de reversa.
  • Quemacocos eléctrico.

Como podemos ver pare más equipo de un auto Premium que de un sedán familiar. En conclusión tenemos un sedán muy equipado, con un diseño agradable y una sensación de manejo orientada al confort, nos gustaría que esta versión estuviera como tope en los $300mil pesos, cuesta $309,500, tiene mucho equipo, si, pero tiene también algo de tiempo en el mercado y con la competencia que ha arribado al país un precio por debajo de los 300 mil pesos le ayudaría mucho a seguir siendo una oferta atractiva, podríamos prescindir de la piel por ejemplo o del sistema Bose y conservar todo el demás equipo que hace mas cómodo el manejo.

Es un gran auto, su mecánica es confiable y el diseño muy agradable, en suma, nada que ver con lo que Renault tenia de historia en este segmento y si mucho con la nueva visión de la marca.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here