En México gracias a la influencia de Estados Unidos mucha gente lo primero que pregunta al momento de comprar un auto nuevo es ¿Qué tan grande tiene la cajuela?, porque de alguna forma pensamos que eso hace mejor a un coche, sin ponernos a pensar incluso en que tal vez nunca vayamos a llenarla.

El segmento de los “city cars” o autos urbanos es uno de los más comprometidos en ese sentido, al tener una orientación netamente citadina el tamaño en general es contenido y esto se traduce en cajuelas pequeñas, pero aún así, es más que suficiente para la mayoría de las personas, aquí te decimos cuantos garrafones de agua de 20 litros cabrían en la cajuela de estos autos urbanos.

Chevrolet Beat Hatchback

Uno de los autos urbanos más accesibles en México, el modelo que es una evolución de la primera generación de Chevrolet Spark se mantiene como parte de la oferta de la marca para un publico principalmente joven que puede ver en el modelo una opción para primer auto nuevo.

Tiene un motor 4 cilindros 1.2 litros de 81 caballos de potencia acoplado a una caja manual de 5 cambios, equipo de seguridad como doble bolsa de aire, frenos con ABS y cinturones de seguridad de 3 puntos, equipo que puede ir hasta pantalla a color con Android Auto, Apple CarPlay, vidrios y seguros eléctricos, faros de niebla, entre otros.

En la cajuela del Chevrolet Beat Hatchback de 170 litros cabrían 8.5 garrafones de agua si tuvieran la forma correcta.

Volkswagen Gol Hatcback

Un modelo que llega a México desde Brasil y que por muchos años ha sido una gran opción dentro de los autos urbanos, en su actualización más reciente mejora el ensamble interior, algo que los clientes reclamaban en años anteriores, entre sus virtudes está el espacio interior y solidez de manejo.

Tiene un motor 4 cilindros 1.6 litros de 101 caballos de potencia, acoplado a una caja manual de 5 cambios, tiene frenos con ABS y doble bolsa de aire, computadora de viaje y sistema de audio con BT/MP3/AM/FM/AUX además de vidrios delanteros eléctricos.

En la cajuela de Volkswagen Gol Hatchback de 285 litros cabrían 14.25 garrafones de agua si tuvieran la forma correcta.

Renault Kwid

Uno de los autos urbanos más recientes en México es el Renault Kwid, un auto que llega también desde Brasil con una propuesta de valor llamativa gracias a sus 4 bolsas de aire de serie, en contraparte es el menos potente, algo que sin duda pasa factura en ciudades altas como CDMX o Guadalajara y Puebla.

El motor es un tres cilindros 1.0 litros con 66 caballos de potencia acoplado a una caja manual de 5 cambios, tiene frenos con ABS y 4 bolsas de aire, dos frontales y dos laterales, el equipo puede llegar a tener vidrios eléctricos delanteros, seguros eléctricos, pantalla con Android Auto y Apple CarPlay, faros de niebla y rieles en el techo.

En la cajuela del Renault Kwid de 290 litros podrían caber 14.5 garrafones de agua si tuvieran la forma correcta.

Suzuki Ignis

Uno de los autos urbanos más llamativos en México sin duda es este japonés, su estilo es único, además de ser el primero de su segmento que se desarrolló desde un principio con inspiración SUV, o como Suzuki México lo llama “Nano SUV”.

El motor es un cuatro cilindros 1.2 de 82 caballos de fuerza, comparte plataforma Heartect y motor junto con Suzuki Swift en su versión de entrada, el equipo de seguridad es doble bolsa de aire frontal, frenos con ABS y EBD, así como estructura reforzada, luces LED de día y noche, en equipamiento de lujo puede llegar a tener vidrios y seguros eléctricos, climatizador, pantalla con Android Auto y Apple CarPlay, cámara de reversa, rieles en techo y faros de niebla.

En la cajuela del Suzuki Ignis de 271 litros podrían caber 13.55 garrafones de agua si tuvieran la forma correcta.

Hyundai Grand i10 Hatchback

Este coreano es de los autos urbanos más queridos en México, desde que llegó a principio de los años 2000 como Dodge Atos, la gente encontró en el modelo un vehículo confiable, durable, de buen espacio interior y bajo costo de mantenimiento.

Hoy llega como lo que siempre ha sido, un Hyundai, su motor es un cuatro cilindros 1.2 litros de 86 caballos de potencia, puede ir acoplado a una caja manual de 5 cambios o automática de 4 velocidades, tiene frenos con ABS y doble bolsa de aire frontal. Puede llegar a tener vidrios y seguros eléctricos, aire acondicionado, faros de niebla, luces de día LED, pantalla con Android Auto y Apple CarPlay.

En la cajuela del Hyundai Grand i10 Hatchback de 256 litros podrían caber 12.8 garrafones de agua si tuvieran la forma correcta.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here