Que mejor lugar que la península de Baja California para probar un Jeep, en este caso el Jeep Compass 2018, el más nuevo de los integrantes de la familia y que hasta esta nueva generación no habíamos sentido tan cercano a sus hermanos mayores, sino una opción mucho más para ciudad que otra cosa, pero las cosas cambiaron, lo probamos en ciudad, autopista, carreteras y claro, en montaña.

Como una segunda generación el Jeep Compass 2018 rescata solo el nombre de un modelo que en su primera generación dejo un sabor semiamargo en los clientes, era un Jeep pero no tenía capacidades Off Road, pero tampoco era tan bueno como vehículo familiar, siento que la primera generación nunca encontró su lugar realmente, algo que ahora cambia totalmente, la marca decidió darle el lugar que se merece como todo Jeep.

Después de aterrizar en La Paz, Baja California Sur, nos dirigimos ante un grupo de Jeep Compass 2018 en terminado Limited Premium, la más equipada de la gama entre los que utilizan tracción delantera solamente, una vez que elegimos nuestra unidad nos dispusimos a tomar rumbo hacia Ciudad Insurgentes, dirección al Norte, en un tramo de poco más de una hora de autopista el Jeep Compass 2018 se desempeñó acordé a lo esperado según la ficha técnica, el motor TigerShark 2.4L de 180HP es suficiente para mover con soltura al Compass, esta versión utiliza la caja automática de 6 velocidades, mientras que el Trailhawk utiliza el mismo motor pero con caja automática de 9 cambios, en ciudad, autopista y carretera el funcionamiento de la caja es muy agradable, vamos no hay sorpresas, todo funciona como lo esperamos con esta mecánica.

Entre el equipo que tiene la versión Limited Premium está el sistema de frenado automático de emergencia, monitoreo de punto ciego, así como el sistema de mantenimiento de carril, mismo que pudimos comprobar que funciona de forma eficiente, cuando detecta que se está perdiendo el carril el sistema gira un poco el volante para recuperarlo y se endurece para evitar que de forma involuntaria el conductor siga girando hacia algún lado fuera del carril; aparte de los sistemas tradicionales como frenos con ABS, ESP y 7 bolsas de aire.

Hasta aquí no hay novedad, un Jeep Compass 2018 con buen manejo, con sensación de aplomo y un motor que sin ser explosivo tiene la fuerza suficiente para llevar a sus dueños a buenos ritmos en autopista y por largas distancias.

Sin embargo, algo que no habíamos podido comprobar y por lo que nunca se caracterizó el modelo fue por sus capacidades Off Road, algo que ahora si eres amante de Jeep y esperabas un modelo más accesible pero con capacidades todo terreno podrás encontrar en el Jeep Compass 2018, sí, la versión Trailhawk es capaz de seguirle el paso a los Wrangler y Grand Cherokee, para eso, hicimos un recorrido a las afueras de Loreto por caminos de piedras en el cerro, bordeando un acantilado, algo no apto para los que temen a las alturas.

La suspensión en la versión Trailhawk es más alta que las demás versiones lo que le permite tener mejores ángulos de entrada y salida, aparte de tener mayor capacidad de ángulo ventral, también tiene modos de manejo para off road que te permiten elegir entre terrenos como nieve, arena, lodo o rocas, este sistema modifica la forma en que la potencia es entregada a las cuatro ruedas y desactiva algunos sistemas para permitir que nada en el camino te detenga.

Certificado como Trail Rated, el Jeep Compass 2018 Trailhawk no defraudará a quienes buscan verdaderas capacidades off road por un precio inferior a una Cherokee o Grand Cherokee y con mucha más comodidad que en un Wrangler, es una versión ideal para quienes buscan un auto de ciudad entre semana pero que quieren aventurarse los fines de semana fuera de la ciudad y no quieren tener dos autos, sino uno solo con muchas capacidades.

Los precios y versiones de Jeep Compass 2018 en México son:

Latitude: $499,900

Limited: $539,900

Limited Premium: $584,900

Trailhawk: $659,900

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here