Honda CR-V llego a México en su segunda generación, desde entonces se ha convertido en uno de los SUV ligeros más populares del mercado mexicano, la nueva Honda CR-V 2017 llega queriendo mantenerse como líder en este competido y creciente segmento.

La nueva generación de CR-V 2017 en cierta parte también es una muestra de una nueva Honda, más atrevida, con mayor cuidado al detalle y hasta arriesgada, el diseño de la nueva CR-V 2017 es eso, arriesgado, y es que utilizar líneas tan diferentes, marcadas y con tanto volumen como lo hace Honda en esta ocasión es de aplaudirse.

 

En el exterior es fácil reconocer la silueta típica de una CR-V, sin embargo, va más allá con su frente adelantado, las calaveras traseras que parecen salir del margen de la camioneta y las fascias con fuertes líneas de carácter, las salpicaderas delanteras incluso sobre salen desde el interior pues es fácil verlas desde los asientos delanteros gracias a lo pronunciadas que son, la línea lateral también es fácilmente vista desde el interior a través de los espejos retrovisores, es decir, Honda se arriesgó y el resultado es bastante agradable a la mayoría.

En la versión más equipada de CR-V 2017, la Touring, destacan los rines en doble tono de 19 pulgadas y los faros con tecnología Jewel Eye LED, heredados de sus hermanos ricos, los Acura, que han popularizado esta tecnología de iluminación y les ha dado un sello distintivo en cuanto a diseño.

Las calaveras traseras también utilizan tecnología LED de alta intensidad y le imprimen personalidad propia principalmente al circular de noche, haciendo que cualquiera que la vea desde la parte posterior se dé cuenta de que es una CR-V 2017.

El interior es más convencional pero no por eso aburrido, de hecho, me parece uno de los mejores del segmento, acorde a la versión y color exterior puede venir en diferentes tonos, en mi caso era rojo pasión exterior y piel marfil en el interior dándole un ambiente moderno y cálido, algo que se agradece en un tráfico tan complicado en ciudades como Guadalajara.

La pantalla en el cuadro de instrumentos ya la conocíamos de Civic, me parece de las mejores de la industria, es clara, tiene buen contraste y arroja información importante para el conductor, la pantalla del sistema de infotenimiento es de 7 pulgadas y tiene la posibilidad de conectarse con Android Auto y Apple CarPlay con lo que ya tienes acceso a navegación a través de Google Maps.

El espacio interior es abundante en todas direcciones, los pasajeros difícilmente sentiran falta de este y ya sea en altura, a lo ancho o a lo largo quien viaje en una CR-V 2017 no se sentirá atrapado.

La capacidad de carga es de 1,110 o 1,065 litros en las versiones EX, Turbo Plus y Touring, respectivamente, se accede fácilmente gracias al sistema de apertura eléctrica del porton y hay conexiones y ganchos para sujetar la carga, la cámara de reversa se ubica en la parte media del portón trasero lo que facilita maniobras de estacionamiento.

CR-V 2017 tiene dos opciones de motores, la versión EX utiliza el conocido motor de cuatro cilindros 2.4 litros con 184 caballos de potencia y las versiones Turbo Plus y Touring utilizan el cuatro cilindros 1.5 litros con 188 caballos de potencia, la caja es CVT en los tres casos y la respuesta en la versión turbo que fue la probada es transparente, necesitas ser contundente con el pedal de acelerador para que CR-V 2017 entienda lo que quieres y te entregue sus 188 caballos de potencia, si dudas con el acelerador la caja también duda y prefiere mantener las revoluciones bajas para así incrementar el rendimiento de combustible, en nuestra prueba se situó entre los 10 y 11 kilómetros por litro siendo las de mejor rendimiento del segmento en manejo real.

Los precios de CR-V 2017 son:

EX $389,900

Turbo Plus $449,900

Touring $489,900

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here