Buick Cascada: Ahora que Buick está viviendo su mejor momento y ha dejado de ser vista como una marca senil, se puede dar el lujo de sacar a la venta autos nicho, en este caso un convertible, un Europeo, un Opel. Su nombre en América: Cascada.

El Buick Cascada es practicamente un Buick Verano pero con 2 puertas menos y sin techo, pero en este caso los Americanos no se han molestado en cambiarle el frente, solamente el logotipo de la marca, y creo que nos han hecho un favor, estarán de acuerdo conmigo en que el Astra es mejor logrado que el Verano.

Buick quiere que la consideren una marca premium y todas las marcas de lujo tienen un descapotable en sus filas. En este caso, su competencia más directa es el Audi A3 cabrio y el BMW Serie 2 convertible. Tristemente el Buick Cascada sale perdiendo por 2 razones: peso y edad.

Buick Cascada 1

El Buick Cascada es relativamente pesado (pesa 1,805 kilos) afectando su rendimiento y desempeño. Y su edad: será nuevo en la gama Buick, pero se ha vendido como Opel Cabrio, Opel, Vauxhall o Holden Cascada desde el 2013, y eso explica esa consola central llena de botones y ese panel de instrumentos monocromático.

Una seña particular del Buick Cascada es el segundo juego de calaveras que lleva dentro del maletero pero que se ven cuando se abre la cajuela.

En su ventaja tiene esas líneas elegantes y musculosas a la vez que siguen viendose actuales y esos rines de 20 pulgadas que llenan muy bien los arcos de las ruedas.

Buick Cascada 4

Para moverlo Buick a decidido importar el Cascada a Estados Unidos con el motor 1.6L de 4 cilindros y 200 HP. La transmisión es una automática de 6 velocidades. El rendimiento oficial es de 8.5 kpl en ciudad y 11.5 kpl en autopista.

Con su precio inicial de $33,065 dólares, el Cascada es el auto Buick con precio de entrada más caro. Hay 2 versiones a escoger: 1SV y Premium. Los colores disponibles son unicamente 6 y solo el blanco no tiene costo extra.

Buick Cascada 3

¿Llegará a México? Lo dudo, los días de vender Opel como Chevrolet están en el pasado, el Cascada tendría un precio muy elevado y seguramente no se vendería como Buick quisiera.

A fin de cuentas, el Buick Cascada viene a llenar el hueco que dejaron el Chrysler 200 convertible, el Volvo C70, el Toyota Solara y el VW Eos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here