Cuando nos invitaron al lanzamiento de la nueva BMW X3 2018, jamás cruzaron por nuestra mente las palabras “manejo ágil” ni “prestaciones off-road”, después de tener la oportunidad de manejar la BMW X3 2018 M40i tanto en ciudad, carretera y varias situaciones off-road nuestra opinión inicial de este SUV dio un giro de 180 grados.

Al conocer las unidades que estaríamos manejando nos impresiono el aspecto agresivo y robusto de la BMW X3 2018 M40i, la cual es parte de una nueva generación de esta familia para el 2018.  Faros rediseñados, frenos M Sport, retrovisores en color gris metálico, y un escape doble digno de un auto deportivo son solo algunos de los detalles que saltan a la vista.

En el interior nos encontramos con un tablero cubierto en piel color negro, mientras que encontramos un recubrimiento en piel color café en los paneles y asientos, los cuales no solo te mantienen en tu posición durante manejo agresivo, sino que también brindan un soporte perfecto en todos los lugares adecuados para dar comodidad en trayectos de larga distancia. , cabe mencionar que podemos ver las costuras tanto en tablero, paneles y asientos, incrementando esa sensación de un vehículo “Premium”

En el lado de la tecnología, la BMW X3 2018 viene con el sistema iDrive de pantalla central de 10 pulgadas, la cual es muy fácil de navegar a través de los diversos menús utilizando la pantalla touchscreen o el control remoto, mediante los cuales tenemos acceso a una interfaz de última generación y podemos mapas, sugerencias de viaje y puntos de interés, así como información del vehículo, monitoreo de entorno mediante una cámara de 360 grados, puntos ciegos entre otras funciones.  También encontramos un sistema de sonido Harmon Kardon de 12 bocinas con bastante “punch”, con controles integrados en la pantalla central y lo mejor de todo, con la posibilidad de subir y bajar el volumen del audio, aceptar llamadas entre otras funciones mediante movimientos giratorios de la mano y sin tener que tocar la pantalla.

Pasando a la parte del manejo, nos encontramos con una BMW X3 2018 que cuenta con un motor de seis cilindros en línea de 3.0 litros doble turbo, que produce 355 caballos de fuerza y alcanza los 100 km/h en 4.8 segundos, superando a otros autos de su segmento como los son la Porsche Macan, Audi SQ5 y Mercedes-AMG GLC43.  Para la parte de carretera pusimos la X3 en modo Sport Plus, lo cual nos da una entrega de potencia instantánea por parte del motor y cambia por completo las características de la suspensión adaptativa M.  Los frenos M Sport hacen un gran trabajo de una manera progresiva y segura, aunque si notamos que al frenar de velocidades altas podíamos sentir que el peso del X3 alargaba un poco la distancia de frenado, pero en situaciones normales los frenos nunca titubearon y nos hicieron sentir seguros.

Pudimos alcanzar altas velocidades en cuestión de segundos y tomar curvas como si estuviéramos en un auto deportivo, a pesar de su peso y alto centro de gravedad la BMW X3 2018 se sentía plantada al pavimento tanto en rectas como curvas y notamos muy poca inclinación por parte del chasis cuando tuvimos que tomar curvas a altas velocidades.  Tenemos que mencionar que estas prestaciones se deben en gran parte a un sistema xDrive de tracción en todas las ruedas que entre sus actualizaciones cuenta con un diferencial trasero más ligero.

Al salir de carretera notamos que la suspensión se sentía bastante dura y la dirección un tanto pesada, una desventaja del modo Sport Plus.  Afortunadamente, solo basto apretar un botón y cambiar a modo Comfort, lo cual hizo que la suspensión se comportara de manera más suave y nos olvidáramos de los baches y otras imperfecciones del camino.

El segundo día de nuestra prueba nos llevó a probar la X3 a caminos de terracería, cruces de ríos y hasta una subida con secciones donde la inclinación llegaba a los 45 grados, sorpresivamente la BMW X3 2018 está a la altura de casi cualquier obstáculo “off-road” que le pongas, y lo mejor que no hay que hacer tantos ajustes a la hora de salirte del pavimento ya que el sistema xDrive automáticamente detecta las condiciones del terreno y se adapta a la perfección.  A la hora de probar la X3 en la pendiente, la cual tenía bastante longitud, solo tuvimos que poner la palanca en Modo M2 para darle un poco más de torque al motor, el sistema xDrive se encargó de todo lo demás, cuando sentimos que perdíamos tracción y posiblemente estábamos en problemas, el sistema xDrive rápidamente ajusto la tracción de las cuatro ruedas mientras nosotros solamente teníamos que enfocarnos en el acelerador y volante.

Como todo lo que sube tiene que bajar, después de nuestro acenso nos encontramos con una pendiente bastante pronunciada, en este ocasión solo tuvimos que activar el asistente de descenso y ajustar la velocidad a la que deseábamos bajar.  Nuevamente el sistema xDrive entro en acción y se encargó de bajar el auto por la pendiente a la velocidad adecuada, nosotros solo teníamos que maniobrar el volante en la dirección que deseábamos ir.

Si bien hay otras opciones en este segmento, BMW ha hecho un gran trabajo con esta nueva generación X3 y ha entregado un SUV polifacético y de gran calidad, por un lado cuentas con un auto con todas las prestaciones y rendimiento de un deportivo, el confort de un sedán de lujo, y que se adapta perfectamente al terreno cuando sales de la carretera y te metes al campo.  Los otros autos de este segmento no pueden bajar la guardia porque este X3 viene muy fuerte.

Precios y versiones BMW X3 2018:

BMW X3 xDrive 30iA X Line – $809,900

BMW X3 M40iA 2018 – $1´049,900

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here