El Audi TT RS parece ser lo que todo ser humano alguna vez ha soñado en un auto, un vehículo rápido, equipado, llamativo, con buen desempeño, tecnología de punta, etcétera, hablamos de uno de los autos de la familia recién presentada, Audi Sport que para algunos puede resultar incluso mejor que un Audi R8.

El diseño es discreto, parece que nunca volveremos a ver algo tan único como la primera generación del modelo, producto de la mente de Peter Schreyer, diseñador de la marca en ese momento, si bien es atractivo, no es tan exótico como la primera generación y da paso a líneas sobrias, a sofisticación y refinamiento.

Los faros Matrix LED del Audi TT RS entregan no solo una excelente iluminación de noche sino un deleite visual digno de un auto concepto a quienes o ven por fuera gracias a las luces dinámicas y al gran trabajo en diseño que la marca ha realizado, el exterior se ve fortalecido por los rines de aluminio de 19 pulgadas y el escape trasero doble, spoiler posterior y una fascia de ángulos marcados.

Al pertenecer a esta familia suponemos que hablamos de una versión radical del modelo, lo es, gracias al premiado motor de 5 cilindros 2.5L TFSI de 400 caballos de potencia, esto y el bajo peso de 1,515 kilos le dan una relación peso potencia de 3.7 kilogramos por cada caballo de fuerza, un Audi R8 V10 por ejemplo, tiene una relación de 2.9 kilogramos por cada caballo de fuerza, un valor muy competitivo para el Audi TT RS; por su parte la caja de velocidades S Tronic de 7 cambios se encarga de transmitir la fuerza a las cuatro ruedas con sistema de tracción quattro.

La posición es de dominio, a pesar de tratarse de un deportivo bajo es fácil encontrar una posición de manejo agradable y los espejos son de buen tamaño, eso si, entrar y salir requerirá de esfuerzo de los dos pasajeros y es que a pesar de tener asientos traseros son muy pequeños y solo se recomienda su uso de manera provisional, incluso me gustaría que fueran removidos y así ahorrar el peso, por lo menos en esta versión que busca entregar mejor desempeño.

Puedes seleccionar entre 4 modos de manejo gracias al sistema Audi Drive Select y con esto tener un manejo más agradable en ciudad o mucho más dinámico en pista o situaciones de alta velocidad, esto y las paletas de cambio detrás del volante ayudan a la deportividad del Audi TT RS, el sonido del escape también se puede modificar para mayor deportividad y el engranar una velocidad tras otra, hacer los cambios poner a prueba máxima los frenos es lo que la mayoría soñamos y son cosas que difícilmente se pueden lograr en un Audi R8 a no ser que estemos en pista.

El desempeño más el equipo de lujo que incluye climatizador, audio firmado por Bang & Olufsen, faros matrix led, piel, alcántara, el maravilloso sistema Audi Virtual Cockpit entre otros es lo que convierten al Audi TT RS en lo que todos alguna vez hemos soñado en un auto, el precio también es de sueño, $1,269,900 pesos para esta única versión, hay opcionales como los frenos carbonoceramicos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here