Acura no se caracteriza por ser una marca que renueve su línea de productos tan rápidamente como muchas otras, por eso es una noticia importante el día de hoy la presentación del nuevo Acura TLX 2021 a través de una transmisión en línea desde Estados Unidos, su principal mercado.

La nueva plataforma es exclusiva del modelo, tiene mayor distancia entre ejes y es más ancho, acercándolo a dimensiones similares a las de un Porsche Panamera y alejándolo de un Serie 3, por ejemplo.

El diseño lo pone en un nuevo nivel, es una evolución de lo que vimos en la versión A-Spec de la generación anterior pero mucho más maduro, con una parrilla diamante más pequeña, luces LED Jewel-Eye que le dan un carácter más rudo y grandes tomas de aire en la parte baja de la parrilla que tiene acabado diamante.

El costado está lleno de formas que dan la impresión de entrar y salir de la carrocería, dando una sensación de musculatura deportiva, mientras que la parte trasera nos recuerda a los mejores sedanes deportivos europeos.

El interior por fin abandona la doble pantalla y lleva el diseño y materiales a un nuevo nivel dentro de la marca, y no que los de la anterior generación fueran malos, eran de muy buena calidad, pero muy discretos.

Habrá opciones de personalización en el interior tanto de colores, materiales como la posibilidad de controlar la iluminación y crear el ambiente que el conductor quiere de acuerdo con su estado de ánimo, además de materiales reales como madera genuina, piel genuina, entre otros.

El sistema de infotenimiento incluye una pantalla de 10.2” de ancho HD con controles intuitivos y el sistema True Touchpad Interface, además de una pantalla de 7” de información para el conductor y un HUD de 10.5”.

Dinámicamente el nuevo Acura TLX 2021 presume una rigidez destacable, un bajo centro de gravedad y una suspensión que privilegia la mayor cantidad de contacto posible en todo momento incrementando el agarre o “grip” de los neumáticos.

Para incrementar las sensaciones al volante habrá diferentes configuraciones de manejo para ajustar la respuesta del auto y tendrá tecnología como el freno-servo electrónico heredado del NSX, algo que ya veíamos venir.

Habrá un motor 4 cilindros 2.0l turbo de 272hp y 280lb-pie de torque, con una transmisión automática de 10 velocidades y el sistema de tracción integral SH-AWD que modificaran su respuesta según el modo de conducción.

Además, el Acura TLX 2021 regresara con una versión Type-S, con motor 3.0l V6 turbo con frenos BREMBO, sistema SH-AWD, una dosis de esteroides para elevar la experiencia de manejo a los clientes, escape de 4 salidas, radio de dirección reducido y un nuevo nivel de emoción dentro del sedán.

La seguridad se ha elevado, equipa el sistema AcuraWatch Safety System con mejoras, así como rediseño estructural y el primer modelo de la marca con una nueva tecnología de bolsas de aire frontales de 3 cámaras, único en el mercado hoy en día.

Llegará a los distribuidores de la marca en Estados Unidos en otoño de este año y el precio sugerido de entrada estará en el rango de los $30mil USD.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here